Roca: estabilidad laboral para trabajadores de la Casa de la Cultura

Tras varios años de una lucha que incluyó panfleteadas, manifestaciones, un sinnúmero de reuniones y gestiones, y hasta la ocupación y bloqueo del edificio de Casa de la Cultura de General Roca, los trabajadores estatales que dependen de esa organización obtuvieron la tan ansiada estabilidad laboral. 
Es que recientemente recibieron el primer sueldo como trabajadores contratados, además del pago retroactivo de los salarios caídos desde agosto del año pasado. De esta manera se concluye un largo camino en busca de la estabilidad laboral, conquista que comenzó a gestarse años atrás, cuando los trabajadores decidieron afiliarse y organizarse en ATE.
 
“Hoy tenemos que celebrar este gran logro de nuestros compañeros de Casa de la Cultura y del conjunto de la clase trabajadora. Porque demostramos nuevamente que el sindicato es la herramienta de lucha más eficaz para combatir las injusticias laborales”, manifestó Zulma Dávila, Secretaria Adjunta de ATE Seccional Alto Valle Este.
 
No fueron pocas las presiones y arbitrariedades que tuvieron que padecer los trabajadores durante estos años. Inmersos en una total precariedad laboral, cobraban sus sueldos con amplios retrasos, en el mejor de los casos, ya que en otras ocasiones pasaron casi todo un año sin recibir un sólo peso de sus salarios. Los empleados perjudicados por este accionar hace muchos años prestan servicios en la administración y en técnica de iluminación y sonido; y su labor es altamente reconocida por artistas y trabajadores de la cultura, tanto regional como provincial.
 
Si bien el principal responsable por esta situación fue el Gobierno Provincial, no se debe perder de vista el rol preponderante que ocuparon las distintas gestiones al frente de la Casa, quienes se debatieron entre una total falta de idoneidad (para administrar y resolver los inconvenientes con los trabajadores) y el papel de explotadores, más que el de empleadores. 
 
Presiones, hostigamiento y amenazas de despido eran la respuesta común a los reclamos por mejores condiciones de empleo. El ejemplo más paradigmático de esta postura de la conducción de la entidad se remonta a la segunda parte del año pasado, cuando se prohibió el ingreso de los trabajadores al edificio, incluso para desarrollar trabajos contratados por artistas particulares. Prohibición resuelta por la Comisión Directiva encabezada por Ricardo Peinado y Karina Acosta, que no cuenta con sustento legal alguno. La misma aún persiste y constituye una nueva; y clara, práctica antisindical por parte de las autoridades de ésta histórica institución de la ciudad.

 

Ser el primero en comentar en "Roca: estabilidad laboral para trabajadores de la Casa de la Cultura"

Deja un comentario

Your email address will not be published.


*