Repudian persecución sindical

La Asociación Trabajadores del Estado (ATE) de Río Negro repudia la persecución sindical que pesa sobre el Secretario General de la Seccional Andina Sur, Javier Milani, quien fue imputado por la manifestación que se realizó el 11 de enero de 2017, tras la feroz represión efectuada por Gendarmería Nacional en la Pu Lof Cushamen.
“La criminalización de la protesta no sólo no cesa, sino que crece en toda la región. Hoy tenemos una justicia completamente subordinada a los poderes políticos y económicos en el sur de nuestro país. Luchar no es delito. Exigimos el inmediato desprocesamiento de nuestros dirigentes”, señalo el Secretario General de ATE y CTA Autónoma de Río Negro, Rodolfo Aguiar.
“No es bueno que la justicia federal se dedique a perseguir y encarcelar a trabajadores y dirigentes por pensar distinto y querer una sociedad más equitativa, todo esto en complicidad con los políticos de turno”, completó a su vez Javier Milani, Secretario General de la Seccional Andina Sur de ATE. 
“Este gobierno neoliberal necesita de las fuerzas policiales, jueces y fiscales federales dispuestos a acatar órdenes para llevar adelante su modelo económico de ajuste, pobreza y exclusión encabezado esto por su Ministra de Seguridad Patricia Bullrich ”, apuntó el dirigente y recordó que aquella represión culminó con la detención de Nicolás Hernandez Huala, Ricardo Antigual y Ariel Garzi, causa que tramita la justicia federal a través del Juez Guido Sebastián Otranto de la Sala 2 de Esquel.
Desde el Sindicato se exige el cese de la persecución a los dirigentes sociales y sindicales procesados por luchar y se denuncia una justicia a favor de los poderosos.