“Nadie tiene derecho a hacernos vivir en un clima de violencia y extorsión”

Ahora la totalidad del Bloque de Legisladores Juntos Somos Río Negro (JSRN) se pronunció en contra de los métodos “antidemocráticos” puestos de manifiesto por dirigentes del gremio ATE, durante protesta que dicho sindicato lleva adelante en la localidad de Contralmirante Cordero. Los parlamentarios de la bancada oficialista dijeron estar alarmados por el tenor de la protesta y expresaron su solidaridad con el intendente Gustavo Pita.

“Como hombres y mujeres de la democracia, reconocemos y respetamos el derecho de los trabajadores a expresarse y reclamar lo que crean que les corresponde, pero hoy, y ante tanto acto patoteril, estamos convencidos que la ciudadanía está asistiendo como un azorado testigo a una maniobra de neto corte político, que tiene como fin desestabilizar a los intendentes que trabajan en sintonía con el gobierno provincial”, sostuvieron, en concordancia con lo que ya habían planteado en forma particular varios de los diputados provinciales.

Agregaron que “hoy, el látigo que se aplica es el apriete, la extorsión, el destrozar bienes de todo un pueblo y cortar rutas, recurso este último de neto corte marquetinero y para la tribuna. Y afirmamos esto con fundamento, porque pertenecemos a un gobierno que dialoga, escucha, que recorre cada pueblo y busca en el consenso las mejores formas de mejorar la calidad de vida de toda una provincia”.

“Por eso, en sintonía con lo expresado por nuestro Gobernador Alberto Weretilneck, hacemos un llamado a los funcionarios judiciales con jurisdicción en el último corte de ruta ocurrido en Contralmirante Cordero, para que intervengan en el marco de la Ley. Estamos convencidos que nadie tiene el derecho de hace vivir a ningún rionegrino en un clima de violencia y extorsiones”, señalaron.

Más adelante, consideraron que “en este contexto, es necesario condenar entonces que se impida la prestación de servicios, el normal funcionamiento institucional y que se tome a la sociedad toda de rehén con un corte de ruta en pos de reclamos que tienen vías democráticas de abordaje. Y como sabemos que la dirigencia sindical de la provincia, aún la más radicalizada, conoce esos caminos y tiene pruebas de nuestra predisposición al diálogo, es que no tenemos dudas que hoy sus maniobras -abusivas y violentas- esconden claramente una intencionalidad política. No necesitamos en Río Negro embajadores del conflicto permanente”.

“Por ello, pedimos que se ponga fin de manera inmediata a cualquier actitud de apriete y agresión como primer paso a un modo más civilizado de entendimiento entre las partes”, concluyeron.

Ser el primero en comentar en "“Nadie tiene derecho a hacernos vivir en un clima de violencia y extorsión”"

Deja un comentario

Your email address will not be published.


*